La irrupción de las fintech en el mercado financiero mundial ha revolucionado el modelo de negocio de las clásicas entidades financieras, permitiendo simplificar los procesos tradicionales y reducir costes y comisiones.

Sin embargo, la innovación tecnológica de estas empresas, en su mayoría start-ups, se ha visto operando en un encorsetado marco regulatorio.

Por ello, la llegada del sandbox regulatorio, cuya traducción literal del inglés es cajón de arena era tan esperada. Este concepto que hace referencia a un espacio de pruebas, ofrece la posibilidad de que este tipo de proyectos de innovación tecnológica financiera puedan operar durante un determinado periodo de tiempo sin cumplir con toda la legislación vigente, pero bajo la supervisión de la Administración.

Hasta el momento, Reino Unido era uno de los pocos países a nivel mundial que contaba con un sandbox regulatorio. Finalmente, y tras un prolongado retraso –pues estaba prevista la presentación del Anteproyecto en 2018–, el Congreso aprobó recientemente el Proyecto de Ley para la Transformación Digital del Sistema Financiero.

La aprobación de esta Ley irá seguida de la convocatoria de la primera edición del sandbox español. Este espacio dependerá directamente de la Secretaría General del Tesoro y Financiación Internacional quienes derivarán, en función del producto financiero al que afecte, su supervisión al organismo correspondiente: el Banco de España, la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) o la Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones.

La creación y desarrollo del sandbox supondrá un importante antes y después en el mercado financiero.

De una parte, permitirá aliviar la inseguridad jurídica a la que se enfrentan estas compañías fomentando el desarrollo de proyectos innovadores y mejorando la competencia de las empresas españolas.

Además, este entorno de pruebas proporcionará información de gran valor sobre estos nuevos modelos de negocio, indispensable para ajustar el ritmo entre la legislación vigente y la innovación en este sector.

Por otro lado, permitirá crear un entorno más competitivo también para los consumidores gracias a estos nuevos modelos de negocio y una protección adaptada a la medida de estos nuevos proyectos.

Sin duda, la llegada del sandbox supone el empujón definitivo para acelerar la innovación en el sistema financiero español desde un entorno seguro que permitirá al legislador evaluar la versatilidad del actual marco normativo para su adaptación a las nuevas realidades.

 

 

 

Nuestras oficinas

Córcega 270, ático
(esquina Balmes)
08008 Barcelona

27, Rue du Pont Neuf
75001, Paris

 

Contacto

Tel. +34 934 671 670
Fax: +34 934 871 853
E-mail: info@bagb.es

Miembros de la red notarial francesa Groupe Monassier compuesta por más de 170 notarios y 700 colaboradores